EDUARDO LOFFSNER TORRES

Dirigente Sindical y militante político – Detenido Desaparecido en Bogotá el 24 de Noviembre de 1986

Comisión Intereclesial de Justicia y Paz
Bogotá, D.C., 24 de noviembre de 2006

EDUARDO LOFFSNER TORRES

“Para evocar tú recuerdo y refrendar con tu nombre las paredes de la historia, hemos elegido un lugar, de asfalto y aire, de agua y tierra, para contarle a todos y que todos se enteren que no te hemos olvidado”

“Han pasado 20 años desde su desaparición, y el caso continúa en la total impunidad, las “exhaustivas” investigaciones no han arrojado ningún resultado.

El compromiso político que siempre tuvo con las causas justas lo llevaron a estar privado de la libertad entre febrero de 1979 y marzo de 1983, después de haber sufrido torturas durante su detención, como lo narró en el I Informe de Amnistía Internacional, en donde relató:

“…desde el momento del allanamiento fui golpeado en presencia de mi compañera. Junto con ella fuimos vendados y trasladados a la Escuela de Artillería; de allí se nos llevó a la Escuela de Caballería en Usaquén, donde luego de ser reseñados se nos llevó a unas caballerizas separadas. Allí comenzó el “interrogatorio”. Varios grupos de individuos se rotaban de forma que continuamente me indagaban … En momentos llegaba un señor “buena persona” aconsejándome decir cosas de las que no tenía conocimiento… pero a continuación llegaban los “especiales”. Desde el comienzo fui amenazado con piletazos, paseos y demás, chantajeándome con torturas a mi compañera y a mi familia…”

La desaparición de EDUARDO es otro crimen más del terrorismo de estado, y se suma a los cerca de 8.000 desaparecidos forzosamente de los que se tiene conocimiento en nuestro país, sus seres queridos continúan esperando verdad y castigo a los responsables.

Eduardo tenía apenas 31 años cuando fue detenido desaparecido, su ejemplo de vida y su convicción alimentan la esperanza de quienes luchamos por la dignidad de los pueblos, sus familiares y amigos esperamos que frente a su desaparición forzada haya verdad, justicia y reparación integral.

“A la esperanza y a la lucha…
que nunca han de morir”

Hoy sus familiares continúan afirmando la memoria, exigiendo Justicia, saber qué pasó con Eduardo, continúan afirmando su dignidad… por ello…

EDUARDO… en la Memoria
EDUARDO… Sin Olvido